Inflamación intestinal es una enfermedad que en un gran número de casos actúa en secreto. Para el profano sus síntomas son casi imposibles de detectar. Sobre todo porque son relativamente pocos y están asociados a muchas otras dolencias.

Causas y síntomas de la enfermedad inflamatoria intestinal


enteritis

La mayoría de las veces, la enfermedad inflamatoria intestinal está causada por una mala alimentación. A menudo, también como resultado de una mala nutrición, el tracto digestivo se sobrecarga, por lo que alimentación nutritiva es muy importante.

Esta enfermedad también puede ser causada por el consumo de productos poco saludables, así como de líquidos, especialmente alcohol, grandes cantidades de café. Recientemente, se han notificado muchos casos de enfermedad inflamatoria intestinal en personas que padecen neurosis o se encuentran en situaciones de estrés.


El estrés o el nerviosismo constantes pueden causar muchos problemas tanto en el intestino grueso como en el delgado. En este caso, se recomienda limitar estas situaciones e introducir un menú sano y equilibrado.

Inflamación intestinal - El almacenamiento hábil de los productos alimenticios, pero también la posterior preparación de las comidas a partir de ellos, también es importante para la incidencia de la enteritis. También hay que prestar mucha atención a la correcta higiene de las manos antes de iniciar estas actividades. La causa más común de la enfermedad son las bacterias ubicuas.


También es significativo que la enfermedad inflamatoria intestinal sea mucho más frecuente en los países altamente desarrollados. Esto se debe a la ingesta excesiva de antibióticos y al hecho de que la inmunidad de las personas es cada vez más débil. hígado. Por esta razón, los intestinos se vuelven más susceptibles a todas las infecciones, incluyendo enfermedad inflamatoria intestinal.


Así que lo más importante parece ser elegir cuidadosamente lo que comemos y bebemos y cuidar la higiene. Por supuesto, en muchos casos no hay posibilidad de protección completa, pero es importante reaccionar ante cualquier dolor abdominal y diarrea prolongados. Esto debe despertar la preocupación y ser una excusa para visitar al médico para no derivar en problemas más graves como enteritis.

Las enfermedades intestinales más comunes

1.

Síndrome del intestino irritable

Los pacientes suelen quejarse de constantes hinchazón o la aparición de una sensación de evacuación intestinal incompleta y un dolor abdominal bastante característico.

En muchos casos, la afección también causa un impacto significativo en el bienestar general.

 A veces, una enfermedad muy avanzada puede incluso provocar una depresión. Esto se debe a que cuando se padece el síndrome del intestino irritable, los pacientes evitan los lugares públicos y permanecen cerca de su casa.

tratamiento del síndrome del intestino irritable


Curiosamente, el síndrome del intestino irritable no es tan fácil de diagnosticar, sobre todo porque la aparición de esta enfermedad no está del todo clara. A día de hoy, los científicos no pueden determinar con exactitud cuál es la causa de la aparición de la enfermedad, y a menudo se habla de parásitos y purificación del cuerpo para mejorar. Todo lo que se sabe es que está influenciado por una función intestinal anormal, pero a qué se debe esto es todavía un misterio.

Especialmente si se excluyen otras posibles enfermedades, que dan síntomas similares. Por lo tanto, es necesario un diagnóstico precoz, y el médico puede a veces hacerle consciente de los errores que está cometiendo.

2.

Síntomas del cáncer colorrectal


La primera y más común señal de que algo anda mal en nuestro intestino es cambiar la regularidad y el modo en los movimientos intestinales diarios. Los problemas de evacuación intestinal y el estreñimiento no se pueden pasar por alto. Desgraciadamente, muchos pacientes los ignoran y los consideran sólo dificultades temporales. Muchos acuden al médico sólo cuando notan sangre en las heces o son tan poco naturales que empiezan a causar gran preocupación. Por desgracia, en la mayoría de estos casos, el estado del paciente ya está bastante avanzado.

Síntomas del cáncer de intestino: lo que debe saber

Síntomas del cáncer colorrectal dependiendo de la gravedad. Además, pueden aparecer fuertes dolores abdominales. También es característica la aparición de diarrea o el síntoma contrario. estreñimiento. Además, muchos pacientes experimentan una sensación de defecación incompleta.

En algunos casos, la aparición de vómitos es sintomática. Todo esto hace que el paciente pierda rápidamente peso y sienta una fatiga incesante. Y, sin embargo, cuanto más débil es una persona, más difícil resulta la lucha con un adversario tan grande como el cáncer colorrectal.


Al mismo tiempo, es importante darse cuenta de que los síntomas de este cáncer no lo señalan necesariamente. Son tan comunes que pueden relacionarse igualmente con otras enfermedades. Por lo tanto, cada paciente debe ser sometido a exámenes diagnósticos rápidos para llegar a cambios extremadamente significativos e incluso a la peritonitis.

3.

Diverticulosis colónica

La diverticulosis del intestino grueso se diagnostica mediante una prueba denominada colonoscopia. A partir de ahí, el médico puede decidir cómo proceder. En algunos casos, sólo se puede recomendar una dieta adecuada y cambios en el estilo de vida.

Sin embargo, a veces es necesaria una intervención quirúrgica, que incluso incluye la extirpación del intestino. Es característico el hecho de que los divertículos ya formados no tienen ninguna posibilidad de curación completa. Sólo se puede actuar de manera que no se desarrollen. Los médicos recomiendan, sobre todo, una dieta adecuada. Este es el origen de todos los problemas que se producen en los intestinos.

Prevención de la diverticulosis colónica

Recuerde evitar el estreñimiento frecuente, ya que es el principal responsable. A las personas que tienen problemas con ellas se les aconseja beber mucha agua, hasta dos litros al día.

 

Gracias a ello, nuestro cuerpo defecará de forma regular y correcta, pero también evitará que surjan problemas de diverticulosis intestinal. Porque nadie que no haya tenido que lidiar con esta enfermedad es capaz de entender hasta qué punto puede hacer la vida miserable e impedir el funcionamiento normal de la vida cotidiana.Por lo tanto diverticulosis colónica es una enfermedad que es mejor prevenir que curar.


es_ESEspañol